18 de julio de 2011

Aún soy independiente

 

Aún soy yo mismo.

No quiero ser marioneta
de nadie, tampoco un vocero
fiel y obediente,
solo soy portavoz de mis ideas
y aunque puedan ser equivocadas
las defiendo hasta la muerte,
de las noticias hago una media
y nunca me creo del todo lo que cuentan,
si tengo que dar opiniones
procuro estar informado
y solo me gusta hablar de lo que sé
o lo que hago,
soy enemigo de los dogmas
y lo que otros quieren que crea
lo intento dejar de lado.

No quiero que nadie me diga
qué tengo que hacer,
o decir,
o escribir,
o creer…

eso fueron otros tiempos,
pasados dolientes que aún sufrimos,
y aunque haya quien los ampare
espero perdonen que yo aborrezca,
y si alguien los recuerda con nostalgia
o ternura
incluso con pena…
lo siento por ellos
pues marchitaron,

hay que vivir del hoy
y no del ayer o del mañana…

y hoy, le pese a quien le pese,
aún puedo decir lo que quiera,
aún puedo pensar,
aún puedo hacer uso por entero
de lo que me dicte la conciencia.

No me gusta que me dicten,
ni ser
lo que otros quieren que sea.